Serranía La Lindosa, una joya arqueológica y natural por conservar

En la amazonia colombiana se esconde una invaluable riqueza natural y cultural que cada día adquiere más interés global. FZS está apoyando su conservación.

28/03/2022, Monica Jaramillo

El departamento del Guaviare es una de las puertas de entrada a la imponente selva amazónica en Colombia y hogar de la Reserva Forestal Protectora Serranía la Lindosa (28.224 hectáreas). Dentro de ella, hay ​​ocho sitios declarados por el Instituto Colombiano de Antropología e Historia (ICANH) como Área Arqueológica Protegida, de las cuales tres Nuevo Tolima, Raudal del Guayabero y Cerro Azul, tienen hoy permitido el uso ecoturístico.

El interés radica en sus grandes paneles con manifestaciones de arte rupestre, que pueden reflejar escenas de caza, lucha y convivencia de las primeras comunidades indígenas que habitaron la amazonia. De acuerdo a estudios realizados por el arqueólogo Gaspar Morcote y colaboradores durante 2014 – 2015, el material arqueológico recolectado y datado, está asociado a una antigüedad de 12.600 años de presencia humana.

Pese a su antigüedad, el conflicto armado en Colombia las mantuvo alejadas del turismo hasta finales de siglo XX y solo algunos locales conocían su riqueza. Pero la firma del acuerdo de paz entre el Gobierno Colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en 2016, sumado al reconocimiento por parte de la UNESCO del Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete como Patrimonio Natural y Cultural de la Humanidad, despertó el interés internacional y generó mayor confianza para visitar el territorio.

Mit dem Abspielen des Videos akzeptieren Sie die Datenschutzerklärung von YouTube.

Mehr erfahren

Desde entonces, el número de visitantes viene aumentando cada año, incluso en la actualidad, durante las temporadas de mayor visita, los guías y agencias locales no tienen el suficiente personal capacitado para atender todos los visitantes que llegan al departamento. Esto ha propiciado que las comunidades locales conformen asociaciones para vincularse al ecoturismo y complementar sus ingresos económicos.

Lastimosamente, el ecoturismo comenzó a implementarse sin previa planificación, dejando en evidencia efectos negativos. El aumento de visitantes y la falta de regulación en los tiempos de visita y buenas prácticas en el Área Arqueológica, empezaron a reflejar un deterioro del arte rupestre que alertó sobre la necesidad de consolidar una planificación ecoturística.

Para mitigar estas presiones, el ICAH, junto al Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete (PNNSCH), la Sociedad Zoológica de Frankfurt (FZS) y la Secretaría de Cultura y Turismo del Guaviare, unieron esfuerzos con el fin de planificar el ecoturismo en estos escenarios.

Miguel Martínez y Zorayda Jimenez, de FZS Colombia, junto a miembros de comunidades locales.

A través del desarrollo de estudios de Capacidad de Carga Ecoturística (CCE) en varios sitios Arqueológicos al interior de la Lindosa, la FZS ha contribuido a establecer la cantidad de personas que pueden visitar estos sitios y el manejo que se debe realizar, para no afectar significativamente en términos ambientales y sociales.

Los estudios se realizaron durante 2020 y 2021, generando un documento técnico que sirvió de insumo para 3 comunidades locales y para otras instituciones de la región y cooperantes internacionales. Hoy lo usan como referente para continuar con procesos de ordenamiento, fortalecimiento y reglamentación en la zona.

Por ejemplo, a partir de las recomendaciones generadas en los estudios de CCE por FZS Colombia, el ICANH ha justificado la contratación de personal para la vigilancia en estos sitios arqueológicos y la corporación Biocomercio le suministró dotación requerida por los guías baquianos y gestionó un convenio con una Asociación de Recicladores llamada Asored, para el aprovechamiento de residuos plástico, al tiempo que los locales reciben incentivos económicos por esta labor.

Lo más satisfactorio del trabajo radica en las familias que se han beneficiado. La organización de la operación turística en estos sitios arqueológicos ha permitido mejorar gradualmente la conservación, pero a su vez está incentivado a que cada vez más personas se vinculen a trabajar con el ecoturismo y a que, poco a poco, transforman la idea de que para tener un sustento económico solo tienen la alternativa de la ganadería o las actividades ilegales.

Sociedad Zoologica de Frankfurt Colombia
c/o Esperanza Leal Gomez Carrera
57 B No 66 A
38 Bogotá Colombia
Crr 70C No 50 – 47.